Un par de dias en Cusco

JUEVES
Me levanto a la mañana, tengo una mochila, un par de prendas separadas, unos cuantos soles y un plan. He llamado a la aerolínea y he cambiado mi pasaje. Me voy a dónde mi corazón siempre me vuelve a llevar. Me voy a mi Cusco ancestral.

La vida me ha enseñado a seguir siempre lo que dice mi corazón y  en este caso me encuentro a 4 horas de subirme a un avión, sin planes, pero con deseos de encontrar respuestas para mi vida y un poquito de ansiedad.

La primera noche se pasa volando, casi como si fuese un espejismo. La recuerdo borrosa y fugaz… ha de ser por el cansancio físico y mental. He tenido unos días fuertes en el trabajo (10 días consecutivos de vuelos) y a penas he logrado leer unas paginas de mi libro hasta quedarme dormida. Y así de rápido, se ha acabado el primer día.

VIERNES
Hoy sólo quiero pasarla bien, por eso decido buscar un plan que no sea el típico en Cusco. Ir a las ruinas, que de cierto modo tiene un toque especial, no es algo que me llama la atención esta vez. Llamo a mi amiga Yvana y le pido que me ponga en contacto con un amigo suyo, Vinay, quién es un Newyorquino que llegó hace muchos años a Perú y por cuestiones del destino y tras seguir lo que su corazón le decía, decidió quedarse acá.

Vinay es el dueño y host de un local ubicado en la misma plaza central, llamado  “Faces of Cusco” Tengo que admitir, que desde que subes por las escaleras, te empiezas a sentir en un espacio irreal. Tan pronto entramos,  la iluminación, la música, la vibra,  TODO!
es simplemente placentero.
Sin haber intercambiado una palabra, te encuentras con una sonrisa que te da la indicación que estas siendo recibido con una grata bienvenida!

fullsizeoutput_118Son sólo las 10.30 de la mañana y siento que acabo de hacer un nuevo amigo. Me cita para volver a las 6 de la tarde, para asistir al taller de chocolates y degustación de vinos. Nos sentamos en una salita a tomar un poco de agua, mientras me recomienda unos lugares que debería visitar. Me doy una vuelta antes de partir y examino cada rincón que ha sido hecho con un detalle especial.

DSC05714
Detalles: Mapa mundial hecho sobre sacos de café con granos y menestras del Perú, con borde de corcho, hecho por un artista local.

DSC05727
Detalles: juego de colores en lana artificial, comprada en el mercado de San Pedro.
(atrás capturé a Vinay)

Tuvimos que forzar nuestra salida de “Faces”, ya que estábamos tan cómodas que nos hubiésemos quedado ahí todo el día. Procedimos a dirigirnos a “El museo del Café”. (Calle Espaderos N° 136 Cusco – Perú) pues, tras comentarle a Vinay que soy una fiel amante de la bebida, me recomendó ese lugar.

En el museo del café encontramos otro mágico lugar, donde convergen los aromas y el sabor de una manera tan perfecta, que simplemente te sientes en el lugar indicado.
Al llegar al local, te invitan a pasar por una breve exposición, en dónde a travez de gráficos te cuentan la historia, el proceso y un poco sobre la industria de la cultura cafetalera de la región del Cusco, promoviendo así contribuir al rescate y divulgación de ella.

DSC05738
Foto: granos de café verde seleccionados para luego ser llevados a tu taza.

DSC05743
Foto: Cata de Café arabico en método V60. (Magia en mi paladar)

DSC05741
Foto: Buen ambiente, buen aroma, buena atención!

DSC05739
Foto: el local

Sin duda, este lugar es un paso obligado en tu próxima visita a Cusco.

Luego del relajo y conociendo mi genio; claro que busqué algo “aventurero” para hacer.
Le escribí a mi amigo Fito para que me averigüe dónde podía escalar. Así que me puso en contacto con el buen “CaverNicolas”, quién me acompañó a un agradable momento de “bouldering” en el IPD.

Hace un año que había dejado de escalar y la verdad es que había olvidado la sensación de adrenalina y felicidad que esto te produce. Sin duda, escalar es mas celoso que cualquier otro deporte que haya practicado. Sin embargo, a pesar de que he perdido bastante la práctica y mi ego se reciente con mi cuerpo, le exijo que guarde silencio y me deje disfrutar del momento.

Juego un poco 2 + 2 con Nico y luego paramos a conversar un momento, mientras descansan nuestros pies. Intento hacer unas cuantas rutas, me caigo, me río… Me siento motivada a seguir practicando en Lima y recuperar nuevamente mi agilidad y resistencia.

WhatsApp Image 2017-03-22 at 12.41.05
Foto: yo terminando una ruta

DSC05772
Foto: Nico jugando en el desplome

Finalmente, Nico me cuenta que ya acabó unas practicas que estuvo haciendo en Cusco y que pronto estará regresando a Lima. Espero que este encuentro no haya sido el último y me voy agradeciéndole por su compañía y sus enseñanzas.
nota: escalar en altura es realmente retador, pero divertido. Si te quieres distraer un poco por allá, el boulder está localizado en el sótano del IPD y cuesta 10 soles la entrada 🙂

A continuación nos vams a Faces of Cusco, dónde nos encontramos nuevamente con Vinay y ésta vez está con dos personas más. Jack y Elaini, quienes nos visitan desde Napa, California
.DSC05789
Foto: Elaini & Jack

La noche y el ambiente se desenvuelve de una manera tan cómoda y natural que por un momento olvidé que me encontraba en Cusco, que a éstas personas las acababa de conocer, que estaba de viaje y simplemente me sentí como en casa. Pude notar que Vinay es una persona apasionada por la vida, la manera como hablaba del Pisco, de las cervezas artesanales, de su vida, etc. Es ahí donde pude apreciar, que es de esas personas que ha descubierto que la clave para la felicidad, es la simplicidad! Es simplemente genuino y eso es lo que hace que el momento sea tan especial !

DSC05785
Foto: haciendo chocotejas

WhatsApp Image 2017-03-18 at 08.29.07
Foto: se nota mi alegría?

Luego pasamos a la cata de vinos con sabores del Perú, mientras nuestras chocotejas van a tomar forma en el refrigerador. Empezamos probando desde quesos aromatizados con finas hierbas, hasta chocolate Peruano con ají charapita y una serie de cosas más. En definitiva una experiencia para jamás olvidar!!! DSC05800
Foto: Cata y maridaje de vinos Peruanos, Argentinos y Chilenos!

DSC05802Foto: Nuestras creaciones listas para ser envueltas y llevadas a nuestros seres queridos!

La noche vuela y sin darnos cuenta, son casi las 10 de la noche. Intercambiamos contactos con nuestros nuevos amigos, el respectivo “selfie” y nos despedimos para terminar la velada.

WhatsApp Image 2017-03-18 at 08.14.50
FOTO: Kathy, Paulo, yo, Elaini, Jack & Vinay

Sábado
He decidido que hoy es un día para apagarse. Por ello, me desprendo de mis artefactos y tomamos un taxi a Q’enqo.
Al llegar, me siento sobre el frío y húmedo pasto. Me preparo un mate y me dedico a leer un libro. Conforme pasa el tiempo, paro intermitentemente a observar el paisaje. Muchas veces me siento tentada y caigo en la profundidad del paisaje silenciador y apacigüante de este hermoso lugar. Me ahogo en su belleza. Guardo silencio y guardo ese momento para siempre.
WhatsApp Image 2017-03-22 at 13.23.31
Foto: Q’enqo

El tiempo, como buen enemigo de la paz, transcurre y por lógica nuestras panzas empiezan a pedir atención. Tomamos nuestras cosas y nos vamos a calentar con unas cuantas calorías y engreimientos.

WhatsApp Image 2017-03-22 at 13.23.55
Foto: Postre “cacao” y chocolate caliente con marshmallows en restaurante MORENA.

Mañana tenemos que partir, así que en la noche me voy a tomar una copa de vino con mi amiga Kathia, quién se ofreció a acompañarme a esta loca, pero hermosa aventura.
Sin duda un personaje esencial para este viaje que me cautivó desde el inicio hasta el fin.

En momentos de silencio, ambas guardamos la paz de la otra. Y en momentos de conversaciones profundas y llenas de luz nos acompañamos.

Conozco a Kathy, desde primer grado de primaria. En este viaje recordamos tantas cosas de nuestra infancia y hasta le confesé que aun recordaba la primera vez que la vi.
La vida, nos separó hace muchos años, pero ella misma nos volvió a unir. La amistad, la confianza y la comodidad sigue intacta. Como si no hubiésemos pasado ni un minuto separadas, lo cual llena mi corazón de felicidad.
Y con esto quiero terminar el post de hoy. Agradeciéndole por cada segundo que estuvo a mi lado. Por tomarse el tiempo para escuchar cada uno de mis pensamientos y sentimientos. Por ser tan comprensiva y tan buena amiga.

“Gracias Dios, por poner a esta hermosa persona en mi vida. Gracias, porque me has dado una tan buena amiga. Te pido que la guardes en tus brazos y llenes su vida de bendiciones. Que su corazón sea inundado de tus alegrías y siga caminando por las sendas que tienes preparadas para ella”

WhatsApp Image 2017-03-18 at 08.17.25
Foto: Kathita y yo comprandonos vinchas igualitas 🙂

 

 

One thought on “Un par de dias en Cusco

Add yours

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Blog at WordPress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: